Noticias - Cursos del Escorial. 30 aniversario.

Fernández Díaz: “A ETA le quedan en estos momentos sus presos y muy poquito más”

En 2015, 19 operaciones con 48 detenidos en la lucha contra el terrorismo yihadista

8 JUL 2015 - 17:35 CET

La detención de dos presuntos miembros de ETA en el País Vasco, en una operación coordinada por los servicios de seguridad franceses y en cuya investigación la Guardia Civil ha invertido más de dos años, marcó la actualidad del ministro del Interior Jorge Fernández Díaz en los Cursos de Verano. En declaraciones a la los medios de comunicación, Fernández Díaz aseguró que menos de un año después de que ETA hubiera creado una nueva estructura en el seno de “su absolutamente diezmada organización”  se puede decir que “ETA está prácticamente aniquilada”.

El ministro de Interior, que participó en el curso Terrorismo yihadista: la amenaza global, cree que, después de la actuación antiterrorista franco-española, a ETA “le quedan en estos momentos sus presos y muy poquito más. Hemos transformado la ETA derrotada policialmente en una ETA que es un cadáver al que le falta solo expedir su certificado de defunción que sería el que anunciara su disolución. A esos cadáveres se les acaba enterrando”.

En esta legislatura, según los datos de Interior, 152 personas han sido puestas a disposición judicial por sus cuentas pendientes. Para el ministro, ETA está esperando un cambio de Gobierno “consciente de que con el Gobierno del Partido Popular ni ha negociado ni tiene ninguna posibilidad de negociar”.

Desplazados, retornados y “frustrados”

En el aula complutense, Fernández Díaz cambió de tercio y se refirió al terrorismo yihadista como “una amenaza de carácter global, permanente y estable, que requiere que nos preparemos para un largo y difícil combate”.

Entre los perfiles yihadistas, el titular de Interior distinguió a los desplazados, los retornados y los “frustrados”.  Los primeros son los que han dejado sus países en Europa para enrolarse en la yihad en los conflictos de Siria, Irak y Libia y cuyo número asciende a más de 10.000 personas, de las que 118 son de España frente a los 1.700 de Francia o 600 de Reino Unido y Alemania. Del segundo grupo, la mayoría de los 15 combatientes que ha regresado a nuestro país están ya en prisión.

Los terroristas que no pueden trasladarse a los territorios de la yihad por falta de medios o por la actuación de los cuerpos y fuerzas de seguridad son los llamados “frustrados”. Cualquiera de los tres perfiles, según Fernández Díaz,  puede convertirse en un “lobo solitario”, una acepción que ahora está siendo sustituida por “actor solitario” y “ejecutor solitario”.

En la difusión de los niveles de alerta terrorista a la opinión pública, Fernández Díaz se mostró partidario de la transparencia “sin alarmismos”. En la actualidad y después de los atentados del pasado 26 de junio en Francia, Túnez, Egipto y Somalia, España está en el nivel 4 de Prevención y Protección Antiterrorista “porque existe un riesgo cierto de atentado terrorista en nuestro país”.

Fernández Díaz aportó algunos datos sobre la lucha contra el terrorismo yihadista. Desde los atentados del 11 de marzo de 2004, se han desarrollado 127 operaciones que se han saldado con un total de 571 detenidos. En los primeros meses de 2015 ya se han llevado a cabo 19 operaciones con 48 detenidos. El pacto de Estado contra el yihadismo, la reforma del Código penal, el Plan Nacional de Lucha contra la Radicalización Violenta y la creación del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y el Crimen Organizado son varias de las acciones que recientemente se han acometido para luchar contra el terrorismo internacional. Además, el ministro de Interior apuntó que Madrid será la sede los próximos 27 y 28 de julio de una reunión de alto nivel en el marco del Comité contra el Terrorismo del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Fernández Díaz: “A ETA le quedan en estos momentos sus presos y muy poquito más” - 1

Todas las noticias »