Noticias - Cursos del Escorial. 30 aniversario.

Carolina Bescansa analiza el movimiento de los indignados

14 jul 2017 - 13:08 CET

Irene Monmeneu/ Foto: Nacho Calonge

El punto de partida del análisis de Carolina Bescansa, cofundadora de Podemos, que clausuró el curso La calidad democrática en España: comunicación, ciudadanía y consenso, dirigido por Braulio Díaz, fue la crisis económica y financiera de 2008, con todas sus consecuencias, que desencadenó otra crisis en los pilares del sistema político español que derivó en el 15-M. Tras la llamada Gran Recesión, destacó la diputada,se extendió de manera generalizada la conciencia de que la generación de los entonces treintañeros iba a vivir peor que sus padres.

La politóloga comentó que es muy difícil que se pueda articular un proceso de crisis de régimen si no existe la convicción generacional de que para todo un grupo de edad las cosas van a ir peor que para el anterior. Una parte de quienes vivieron la crisis de 2008 en primera persona estaban “insertos” en términos educativos en espacios internacionales de excelencia, por lo que las expectativas de desarrollo eran altas: “el espacio aspiracional de esta generación  se frustró, y de ahí nació el movimiento del 15-M que terminó siendo una crisis del régimen”, apostilló la diputada.

La ruptura de los consensos constituyentes

Bescansa, que aseguró que se siente “complutense” y “ha peleado mucho por esta casa”, apuntó que la crisis expresada con el 15-M significó la gran ruptura de los tres grandes consensos sobre los que se constituyó la Constitución del 78, que además son “síntomas de los que no nos hemos recuperado”. Afirmación que justificó la compostelana recordando la victoria del PP en las elecciones tras el nacimiento del 15-M, “lo que visibilizó que la enorme movilización ciudadana era compatible con la mayoría parlamentaria del grupo político más conservador”.

El primero de los consensos que explicó la politóloga fue la representación que el conjunto de españoles se había hecho sobre los partidos políticos durante 40 años. Según Bescansa, el 15-M rompió con la idea de que las formaciones parlamentarias eran “las herramientas básicas para la representación ciudadana en las instituciones”. Los motivos que llevaron a la ruptura de esta idea, aseguró la politóloga, fueron la corrupción y la rendición del PSOE frente a las exigencias europeas en materia económica.

Influyó decisivamente también la representación que el conjunto de españoles se había hecho sobre el concepto de Unión Europea, expuso la diputada, pues durante la Transición, el anhelo de incorporarse a Europa, que representaba la libertad y la democracia, fue uno de los grandes ejes de cohesión social. “Pero España terminó por convertirse, por culpa de Europa, en un espacio en que la inversión en educación y salud pública pasaron a segundo plano. Europa constituyó la amenaza para el ejercicio efectivo de la democracia en España”, denunció Bescansa.

El último de los consensos “rotos” fue el relativo a la idea de progreso, que acompañó a la sociedad española impregnándola de optimismo, explicó la compostelana. “La Transición, además de la Constitución, fueron los Pactos de Moncloa, que abogaban por la modernización de la economía y la generalización de la sociedad de clases medias”, señaló Bescansa. No obstante, a su juicio,  tal generalización nunca llegó y la consecuencia fue la “frustración vital” de toda una generación.

Bescansa apoya la entrada de Podemos en el Gobierno de Castilla-La Mancha

Antes de su intervención en el curso La calidad democrática en España: comunicación, ciudadanía y consenso , Bescansa fue preguntada por los medios sobre la reciente decisión de Page de que Podemos entre a formar parte del Gobierno de Castilla-La Mancha para salvar los presupuestos, lo que ella calificó como una gran noticia. “La mejor garantía de que se cumplan los acuerdos en relación a los compromisos sociales que se firmaron y acordaron en el acuerdo de investidura, es entrar a formar parte del Gobierno con la responsabilidad que implica”, comentó la compostelana. La diputada sostuvo que “lo que este país nos está pidiendo es que gobernemos cuanto antes y que asumamos la responsabilidad de las políticas públicas”.

 

Carolina Bescansa analiza el movimiento de los indignados - 1

Volver »