esavicom

Un nuevo blog de la Universidad Complutense


   Medir relaciones eficaces

 24/03/2014, 09:57 h
   2303 visitas

0 comentarios


Hoy inauguro este nuevo blog dentro de la estructura del grupo de investigación ESAVICOM de la UCM. Y lo hago con uno de los temas que parece generar mayor interés en las últimas décadas, esto es, medir los resultados de las relaciones eficaces. Muchos investigadores y practicantes de las relaciones públicas, de la comunicación por objetivos, insisten en que debemos ser capaces de medir el valor monetario de las relaciones estratégicas creadas a través de la función de relaciones públicas en cualquier tipo de organización. Estoy de acuerdo con la posición que muchos defienden de que no es posible reducir sólo a un balance de resultados económicos el entendimiento de la importancia de las relaciones públicas.

No creo que tengamos que debatir sobre la prioridad que una organización deba tener en lo conceniente a las metas económicas o sociales a conquistar. Hoy por hoy hay muchos ejemplos que vienen a demostrar cómo los dos ámbitos, el económico y el social, están muy conectados. Las 4 claves apuntadas por Larissa Gruing, James Grunig y David Dozier en su libro Excellent Public Relations and Effective Organizations. A Study of Communications Management in Three Countries, para entender el valor de las relaciones públicas tienen cada vez más sentido en este mundo tan hiperconectado:

Ahora algunos se empeñan en concluir que el factor principal a tener en cuenta es la imagen y la reputación. Hace unos días comentaba en mi blog Influence and Relationships que más que hablar de una función de guardián de la imagen o reputación de la marca de los Chief Communications Officers debemos referirnos a su función de relaciones estratégicas. El valor de la marca (imagen y reputación) es una consecuencia, junto a otros elementos, de las relaciones eficaces establecidas con los públicos estratégicos. El valor de la marca está intervenido por la calidad de las relaciones de marca con los clientes y otros públicos clave, además de por otras circunstancias.

Los nuevos responsables de relaciones públicas deberán saber velar por la coherencia entre la cultura corporativa y la identidad corporativa. Y en lo relativo a la cultura corporativa el responsable de relaciones públicas registra y explota la gestión desde la perspectiva de la responsabilidad social y su peso en los resultados de la organización en términos de imagen y reputación con sus públicos estratégicos.